Inicio

Consulta sobre el tamaño en el Buchón Jiennense de aficionados de Miami

Estimados colegas, vuestro interés por el B. Jiennense me alegra y vuestras inquietudes denotan un afán de superación y perfección para nuestros ejemplares que es totalmente positivo, pero hay cuestiones que no tienen respuesta, no obstante voy a daros mi opinión avalada simplemente por mi experiencia, ya que no hay nada al respecto escrito.

 A principios de los ochenta cuando se reúnen los artífices del estándar, la raza se encontraba en cuanto a tamaño con bastante disparidad, es decir que existían ejemplares dentro del mismo palomar unos pecaban por exceso y otros por defecto en cuanto al referido tamaño. Ante esta panorámica debieron de tomar la opción salomónica de quedarse con el ejemplar intermedio, por lo que el estándar como todos sabéis lo define como de tamaño mediano. Vuestras inquietudes son igualmente nuestras y esperemos que algún día de alguna manera y algún tipo de órgano con el suficiente respaldo de credibilidad en la afición sea capaz de determinar con exactitud las medidas.

Pero quiero explicar como selecciono los ejemplares a la hora de aplicarles el concepto tamaño.

Para mi no hay palomo pequeño ni grande. Aplico siempre la relación tamaño/peso/volumen. Quiero decir que si un ejemplar tiene aparentemente más tamaño de lo que nosotros entendemos por mediano, si al cogerlo en la mano es todo pluma, no pesa y esta muy proporcionado no es grande. Por el contrario un palomo pequeño, mucha carne, poca pluma e incluso al cogerlo ya no nos parece tan pequeño, la experiencia me ha demostrado que será bastante más pesado que el definido anteriormente. De lo expuesto creo deducir que fueron las razones que debieron de servir a los padres del estándar para omitir unas dimensiones concretas. De todas formas estoy con Vds., creo que sería bueno y positivo determinar un tamaño máximo y otro mínimo, pero sin olvidar el peso igualmente un máximo y un mínimo proporcional al tamaño. En cuanto a la grifa o plumas erizadas en la espalda o albardilla, en los pichones es casi normal, pero cuando tienen un año, los hay completamente perfectos. La perfección suma estoy de acuerdo en que no existe, el día que exista esta afición dejará de tener su encanto, pero el Jiennense ha llegado a una estandarización bastante homogénea, donde se puede apreciar en la Monográfica Anual de Torredonjimeno, casi quinientos ejemplares donde por experiencia sé que los jueces tienen verdaderos problemas para determinar los diez primeros ejemplares, dado el elevado nivel de los participantes. Otra cosa es el trabajo de nuestra raza, que día a día vamos viendo como existen aficionados jóvenes que incluso lo ignoran, llegando a creer que el B. Jiennense siempre estuvo en una jaula. Para finalizar, como referencia de otras razas, creo no equivocarme si digo que el Jiennense tiene más tamaño que el rafeño y menos que razas como el Laudino o el Granadino.

Espero haber aclarado algo y aprovecho la ocasión para saludar a todos los contertulios.

Juan Espinosa. 08-07-2001